“Cuando el trabajo se haga rutina, enfocaros en la persona que estáis atendiendo, es única y humanizar los cuidados” Dr. Jesús Torres.

"En sanidad la profesionalidad no está reñida con el cariño" Dr. Julio Zarco.


martes, 4 de agosto de 2015

Emilio Duró - Optimismo e Ilusión

Libro recomendado: "LA MEDICINA EMOCIONAL" DE MARISA NAVARRO.



“… lo importante no es, en modo alguno, la profesión que se ejerce, sino el modo como se la ejerce; que es de nosotros mismos y no de la profesión concreta en cuanto tal, de quienes depende el que se haga valer en nuestro trabajo ese algo personal y específico que da un carácter único e insustituible a nuestra existencia, y con ello un sentido a la vida." VIKTOR E. FRANKL,

Elsa Punset charla con el neurólogo Álvaro Pascual Leone sobre las técnicas de estimulación no invasiva del cerebro. Redes 163: Estimula tu cerebro para vivir más y mejor - neurociencia

Construyendo tu sueño: Mario Alonso Puig at TEDxGranVia

MIRentrelazados: Siguiendo los pasos del Ministerio...

MIRentrelazados: Siguiendo los pasos del Ministerio...: ... al hilo de las entradas de estos días, específicamente: Las "batallas" ganadas... y ¿Qué pasaría sí?... conviene comentar...
Las notas de corte Medicina, curso 2015/2016...
El espíritu “Jovell”, más presente que nunca -Hablar de un amigo desaparecido siempre nos cuesta trabajo, por la connotación afectiva que conlleva. Si este amigo, además es “un médico bueno y un buen m...


























Coaching para Jóvenes en Expocoaching -Me siento feliz de compartir contigo esta buena noticia. El Blog Coaching para Jóvenes ha sido el ganador en la categoría de Coaching Vital en los premio...


La empatía: sencilla de memorizar, difícil de prácticar Hace tiempo que no dedicada unas líneas a escribir en este espacio. Hoy, lo hago para compartir un post que me ha llegado al alma y de camino, comenzar una...



CUIDANDO A TRAVÉS DE LA EMOCIÓN. Por recomendación de un amigo, ha caído en mis manos un libro que desde su sencillez, nos recuerda eso básico que necesitamos para cuidar de nuestras emoc..



 
vacuna papiloma Virus : centrando el tema -Tomado de la pagina de la Asociacion Española de Pediatría: La EMA (European Medicines Agency) anunció en su web que ha encargado a su comité de farma...



Por qué el humanismo en sanidad, no es algo "inutil, anticuado o cursi" El titulo también podría ser:* "Por qué el trato humano es y será siempre: útil, terapéutico y en ocasiones, hasta puede resultar vital para el paciente".*...


85.000 visitas Pues eso. ¡Gracias por las 85.000 veces que os habéis pasado a ver y/o saludar!


Liderar cambios, vencer resistencias Por: Teresa Martínez Rodríguez, psicóloga gerontóloga Los procesos de innovación y mejora en cualquier organización suelen ir acompañados de difi.


..
Nueva publicación en RISAI En este nuevo número de RISAI, podréis encontrar las principales ponencias desarrolladas en el Congreso de Atención Integrada celebrado en Donosti Seguir l...




Treating Cancer: Integrative Medicine
donald abrams
For a new book, Dr. Weil and Donald I. Abrams, M.D., the former director of Clinical Programs at the University of California, San Francisco Osher Center for Integrative Medicine, assembled a team of experts to assess what the emerging field of integrative oncology has to offer cancer patients.
Published by Oxford University Press, Integrative Oncology is aimed at health professionals but can be understood by cancer patients and their families as well as by health-conscious individuals concerned with cancer prevention. The book is the first in a planned series on integrative medicine's role in various medical specialties including psychiatry, rheumatology, asthma and immunology, pediatrics, women's health and others.
Here, in the first of a two-part interview, Dr. Abrams talks about his practice of integrative oncology and how integrative medicine can enhance cancer treatment. In a second article, he will discuss how integrative medicine fits into cancer prevention.
What role does integrative medicine (IM) play in cancer treatment?
The field of oncology (cancer treatment) is fairly new but has exploded in recent years and become more and more specialized. A patient may need a surgical oncologist to remove a tumor, a radiation oncologist for radiation therapy and a medical oncologist to provide chemotherapy, hormone therapy and targeted cancer therapy (drugs that block cancer spread). Some oncologists now specialize in treating only certain types of cancer, such as colorectal or pancreatic. This increasing specialization benefits patients in that they get care from physicians who are experts in their specific disease, but in the process, the specialist may tend to see only the tumor and not the patient. Integrative oncology looks at the whole patient, body, mind and spirit.
I tell my patients that I think of cancer as a weed. Modern western oncology is focused on destroying the weed while integrative oncology concentrates on the soil the weed grows in and on making the soil as inhospitable as possible to the growth and spread of the weed.
We also recognize that many cancer patients are people who have been highly functional and in control of their lives. A cancer diagnosis takes away that control and puts them at the mercy of doctors. In my practice, I try to return to the patient some sense of control by giving them things they can do to take their lives back into their own hands. At the same time I'm also trying to decrease ongoing inflammation in the body, which is at the root of many chronic diseases, and to enlist the body's innate immunity to fight against the cancer as well as decreasing stress and increasing hope.
Are there dietary changes that can help patients fight cancer?
The one thing we know for sure about diet is that obesity increases the risk of a number of different types of cancer. With hormonally driven cancers (such as breast cancer) obese patients have a worse prognosis than those with a healthy body mass index. So it is important for some patients to improve their nutritional status and decrease their weight. The most useful strategy is to eat a plant-based diet focusing on a wide variety of colored fruits and vegetables. Cruciferous vegetables such as broccoli, cauliflower and cabbage contain a cancer-preventing compound so potent that is being investigated as a chemotherapy agent. Berries are rich in beneficial phytonutrients and antioxidants. Overall, a diet that emphasizes fruits and vegetables, whole grains, nuts, cold water fish that provide omega-3 fatty acids (fish eaters have a reduced risk of cancer) is the best nutritional strategy.
At the same time, we recommend decreasing your intake of animal fats in general and red meat and dairy products in particular to control cancer-promoting inflammation in the body. I personally believe that refined sugar and carbohydrates are not beneficial for individuals living with cancer because of their effect on insulin production and insulin-like growth factors, which promote inflammation and are also associated with cancer cell division.
I appreciate the fact that organic fruits and vegetables are expensive, but they are the best choices for cancer patients, not just because they're grown without pesticides and other agricultural chemicals but because plants grown outdoors organically need to protect themselves from other plants, predators (insects, birds and animals) and the sun. Organically grown plants do this by producing more intense protective chemicals, known as phytonutrients, which are beneficial to us.
I also recommend seasoning food with ginger, garlic, onions, turmeric, drinking green tea, all of which have anti-inflammatory effects. If you drink alcohol, stick to red wine. Excessive alcohol consumption is a cancer risk, men who drink alcohol should limit themselves to a maximum of two drinks daily and women to a maximum of one. For women at risk for breast cancer, one drink a week is safest.
What about IM strategies to counter the side effects of conventional cancer treatment?
I refer my patients to Traditional Chinese Medicine practitioners on the staff at the Osher Center. I believe that cancer patients treated concurrently with acupuncture tend to do better. In fact, the National Institutes of Health had a consensus conference on acupuncture in 1997 and found that it was useful in treating side effects of chemotherapy, including chemotherapy associated nausea and vomiting. I think it may also be useful for increasing energy, decreasing dry mouth and relieving hormonally induced hot flashes. Traditional Chinese Medicine is all about expelling evil and supporting good. Modern western medicine is mainly about expelling evil. I think my role as an integrative oncologist is to support the good as well as expelling the evil.
You wrote about the uses of medical marijuana in cancer treatment and prevention. What role do you see it playing in the future?I've been an oncologist for almost 30 years so my career has spanned the yin and yang of society's acceptance and rejection of marijuana for medical purposes. We know that cannabis is useful for treating nausea, appetite loss, pain and insomnia that can be side effects of chemotherapy or cancer itself. We now also appreciate that some components of cannabis may have significant anti-cancer effects. I wrote a chapter on cannabinoids and cancer in integrative oncology with Manuel Guzman, a professor of biochemistry and molecular biology in Spain who has done a lot of work in this area. Researchers are now looking at the impact of cannabinoids on cancer. I wouldn't be surprised to see an impact on treatment.
Tell us about the importance of mind/body approaches in cancer treatment.These approaches are vital. Patients have lost a sense of control and their bodies have been assaulted with chemotherapy and radiation. Learning mind body techniques - guided imagery, hypnosis, mindfulness, stress, reduction, yoga, T'ai chi - helps decrease stress. Many people blame the stress in their lives for the development of cancer. I don't think stress in and of itself is enough to cause cancer, but it does affect production of hormones such as epinephrine and cortisol that can depress the immune system. So, overall, stress may lead to an increased risk that cancer will spread and to shorter survival. It has been shown that women with ovarian cancer who lack a good support system have more distress and more aggressive malignancies, and this is just one example of a psychological association and a biological marker for more aggressive disease.
Read another interview with Dr. Abrams: Preventing Cancer With Integrative Medicine.

lunes, 3 de agosto de 2015

Tratamiento del cáncer con Medicina Integral - Dr. Weil

http://www.drweil.com/drw/u/ART03060/Treating-Cancer-With-Integrative-Medicine.html

Cáncer Tratamiento: Medicina Integrativa
Donald Abrams
Para un nuevo libro, el Dr. Weil y Donald I. Abrams, MD, el ex director de Programas Clínicos de la Universidad de California en San Francisco Osher Centro de Medicina Integrativa, reunió a un equipo de expertos para evaluar lo que el emergente campo de la oncología integrativa tiene que ofrecer a los pacientes con cáncer.
Publicado por Oxford University Press, Oncología Integrativa está dirigido a profesionales de la salud, pero puede ser entendido por los pacientes de cáncer y sus familias, así como por personas conscientes de la salud que se ocupan de la prevención del cáncer. El libro es el primero de una serie planificada sobre el papel de la medicina integrativa en diversas especialidades médicas, incluyendo la psiquiatría, reumatología, asma e inmunología, pediatría, salud de la mujer y otros.
Aquí, en el primero de una entrevista en dos partes, el Dr. Abrams habla sobre su práctica de la oncología integrativa y cómo la medicina integrativa puede mejorar el tratamiento del cáncer. En un segundo artículo, se discutirá cómo la medicina integrativa encaja en la prevención del cáncer.
¿Qué papel tiene la medicina integrativa (IM) juegan en el tratamiento del cáncer?El campo de la oncología (tratamiento del cáncer) es bastante nuevo, pero se ha disparado en los últimos años y cada vez más especializada. Un paciente puede necesitar un oncólogo quirúrgico para extirpar un tumor, un oncólogo de radiación para la terapia de radiación y un oncólogo médico para proporcionar la quimioterapia, la terapia hormonal y la terapia dirigida contra el cáncer (fármacos que bloquean la propagación del cáncer). Algunos oncólogos ahora se especializan en el tratamiento de solamente ciertos tipos de cáncer, como el colorrectal o de páncreas. Esta especialización creciente beneficia a los pacientes en que reciban la atención de los médicos que son expertos en su enfermedad específica, pero en el proceso, el especialista puede tender a ver sólo el tumor y no el paciente. Oncología Integrativa mira al paciente todo, cuerpo, mente y espíritu.
Yo les digo a mis pacientes que me parecen de cáncer como una mala hierba. Oncología occidental moderna se centra en la destrucción de la mala hierba, mientras que la oncología integrativa se concentra en el suelo la maleza crece en y en hacer que el suelo como inhóspito como sea posible para el crecimiento y propagación de la maleza.
También reconocemos que muchos pacientes de cáncer son personas que han sido altamente funcional y en control de sus vidas. Un diagnóstico de cáncer quita que el control y los pone a merced de los médicos. En mi práctica, trato de devolver al paciente cierta sensación de control al darles cosas que pueden hacer para tomar sus vidas en sus propias manos. Al mismo tiempo, también estoy tratando de disminuir la inflamación en curso en el cuerpo, que está en la raíz de muchas enfermedades crónicas, y para dar de alta la inmunidad innata del cuerpo para luchar contra el cáncer, así como disminuir el estrés y el aumento de la esperanza.
¿Hay cambios en la dieta que pueden ayudar a los pacientes a combatir el cáncer?Lo único que sabemos con certeza acerca de la dieta es que la obesidad aumenta el riesgo de un número de diferentes tipos de cáncer. Con cánceres hormonalmente impulsadas (como el cáncer de mama) pacientes obesos tienen un peor pronóstico que los que tienen un índice de masa corporal saludable. Por lo que es importante para algunos pacientes para mejorar su estado nutricional y disminuir su peso. La estrategia más útil es comer una dieta basada en vegetales se centra en una amplia variedad de frutas y verduras de color. Las verduras crucíferas como el brócoli, la coliflor y la col contienen un compuesto para prevenir el cáncer tan potente que está siendo investigado como un agente de quimioterapia. Las bayas son ricas en fitonutrientes beneficiosos y antioxidantes. En general, una dieta que hace hincapié en las frutas y verduras, cereales integrales, frutos secos, pescado de agua fría que proporcionan los ácidos grasos omega-3 (comedores de pescado tienen un riesgo reducido de cáncer) es la mejor estrategia nutricional.
Al mismo tiempo, le recomendamos que reduzca su consumo de grasas animales en carne y productos lácteos en general y rojas, en particular, para controlar la inflamación del cáncer de promoción en el cuerpo. Personalmente, creo que el azúcar refinada y carbohidratos no son beneficiosos para las personas que viven con cáncer debido a su efecto sobre la producción de insulina y los factores de crecimiento similares a la insulina, que promueven la inflamación y también están asociados con la división de las células cancerosas.
Aprecio el hecho de que las frutas y verduras orgánicas son caros, pero son las mejores opciones para los pacientes con cáncer, no sólo porque se cultivan sin pesticidas y otros productos químicos agrícolas, sino porque las plantas cultivadas al aire libre necesito orgánicamente para protegerse de otras plantas, los depredadores (insectos, aves y animales) y el sol. Plantas cultivadas orgánicamente hacen esto mediante la producción de productos químicos de protección más intensos, conocidos como fitonutrientes, que son beneficiosas para nosotros.
También recomiendo sazonar la comida con el jengibre, el ajo, la cebolla, la cúrcuma, el consumo de té verde, todos los cuales tienen efectos anti-inflamatorios. Si usted bebe alcohol, se adhieren a vino tinto. El consumo excesivo de alcohol es un riesgo de cáncer, los hombres que beben alcohol deberían limitarse a un máximo de dos bebidas diarias y las mujeres a un máximo de un. Para las mujeres con riesgo de cáncer de mama, una bebida a la semana es más segura.
¿Qué pasa con las estrategias de mensajería instantánea para contrarrestar los efectos secundarios del tratamiento convencional contra el cáncer?Me refiero a mis pacientes a los practicantes de medicina tradicional china en el personal del Centro Osher. Creo que los pacientes con cáncer tratados simultáneamente con la acupuntura tienden a hacerlo mejor. De hecho, los Institutos Nacionales de Salud tuvo una conferencia de consenso sobre la acupuntura en 1997 y encontró que era útil en el tratamiento de los efectos secundarios de la quimioterapia, incluyendo la quimioterapia náuseas y vómitos asociados. Creo que también puede ser útil para aumentar la energía, disminuyendo la boca seca y el alivio de los sofocos inducidos hormonalmente. Medicina Tradicional China tiene que ver con la expulsión de la maldad y el apoyo a la buena. La medicina moderna occidental es principalmente acerca de la expulsión del mal. Creo que mi papel como un oncólogo integradora es apoyar la buena, así como la expulsión del mal.
Usted escribió sobre los usos de la marihuana medicinal en el tratamiento y prevención del cáncer. ¿Qué papel cree usted lo ve jugando en el futuro?He estado un oncólogo durante casi 30 años por lo que mi carrera ha abarcado el yin y el yang de la aceptación de la sociedad y el rechazo de la marihuana con fines médicos. Sabemos que el cannabis es útil para el tratamiento de las náuseas, pérdida de apetito, el dolor y el insomnio que pueden ser efectos secundarios de la quimioterapia o el cáncer en sí. Ahora también apreciar que algunos componentes de cannabis pueden tener efectos significativos anti-cáncer. Escribí un capítulo sobre los cannabinoides y el cáncer en oncología integrativa con Manuel Guzmán, profesor de bioquímica y biología molecular en España, que ha hecho un montón de trabajo en esta área. Los investigadores están ahora estudiando el impacto de los cannabinoides sobre el cáncer. No me sorprendería ver un impacto en el tratamiento.
Cuéntanos acerca de la importancia de los enfoques mente / cuerpo en el tratamiento del cáncer.Estos enfoques son vitales. Los pacientes han perdido el sentido de control y sus cuerpos han sido asaltado con quimioterapia y radiación. Aprender las técnicas del cuerpo de la mente - la imaginación guiada, la hipnosis, la atención, el estrés, la reducción, el yoga, el Tai chi - ayuda a disminuir el estrés. Muchas personas culpan al estrés en sus vidas para el desarrollo de cáncer. No creo que el estrés en sí mismo es suficiente para causar cáncer, pero sí afecta a la producción de hormonas como la adrenalina y cortisol que pueden deprimir el sistema inmunológico. Así que, en general, el estrés puede conducir a un mayor riesgo de que el cáncer se extienda y para la supervivencia más corta. Se ha demostrado que las mujeres con cáncer de ovario que carecen de un buen sistema de apoyo tienen más tumores malignos de socorro y más agresivos, y esto es sólo un ejemplo de una asociación psicológica y un marcador biológico para una enfermedad más agresiva.
Leer otra entrevista con el Dr. Abrams: Prevención del cáncer con la medicina integrativa.

domingo, 2 de agosto de 2015

La doctora Odile Fernández autora del best seller "Mis recetas anticáncer".

 

  Testimonios de pacientes:

http://www.misrecetasanticancer.com/p/testimonios.html

El libro recomendado por Alberto Mateu: Mis recetas de cocina anticáncer

La médica clínica Odile Fernández padeció un cáncer de ovario con múltiples metástasis, que le permitió centrarse en todo lo relacionado a la enfermedad y la alimentación.

Tal vez no sea un libro para aprender a cocinar o de un chef de televisión reconocido mundialmente. Lo que sí encontraremos es a una médica clínica, Odile Fernández, madre de dos niños, y que hace pocos años padeció un cáncer de ovario con múltiples metástasis. A partir de ese momento, comenzó a centrarse en todo lo relacionado al cáncer y la alimentación. De ahí surge el libro: Mis recetas de cocina anticáncer.
Según la autora, dos de cada tres cánceres pueden prevenirse con alimentación sana. ¿Cómo? a partir de productos vegetales y frutas frescas podemos ayudar a nuestro cuerpo a prevenir el cáncer. Platos adecuados para toda la familia, diferentes versiones y cambios a una dieta sana.
Por qué los países con mejor desarrollo económico son más proclives a padecer diabetes, obesidad, hipertensión. La explicación está en que basan su dieta en carnes, grasas saturadas, fritos y azúcares.
Y cuenta la historia de Okinawa, una isla japonesa donde muchos habitantes viven más de 100 años con una excelente salud y actividad mental. Son delgados, tienen menos osteoporosis, menos Alzheimer, menos infartos. Qué es lo que comen para estar sanos. Algas, hongos, arroz, semillas, pescado, poquísima carne y raramente lácteos. También cita la dieta mediterránea basada en frutas, verduras, legumbres y frutos secos.
Aclara la autora que esta no es una dieta milagro. Con estas recetas se reduce el riesgo de padecer la enfermedad. El ejercicio físico, dejar de fumar y de beber alcohol también son fundamentales.
El libro contiene más de 100 recetas, prácticas, fáciles y sanas. Ensaladas, sopas, guisos, arroces, pescados, tartas, desayunos sanos y energéticos. Guías con la planificación semanal, alimentos recomendados y los no sanos. Un libro para alimentarse sanamente. Útil, práctico y vistoso, para poder tener una mejor vida, nosotros y nuestra familia.
Otros libros recomendados: Eterna juventud, de Ricardo Coler, y Enfermar para sanar, de Marina Borensztein.
Editorial  Atlantida
http://www.misrecetasanticancer.com/2015/01/odile-fernandez-lleve-las.html 

Gracias A La Vida.