Google+ Followers

3/8/14

¡Cada uno da lo que tiene!

Deja que tus sentimientos broten de lo más profundo de tu alma.
Quiérete mucho y reparte Amor con mayúsculas a tus pacientes.
La casualidad no existe,  estás en el momento y sitio que debes estar.
Deja tu huella, ayuda en el proceso que se te presente y haz bien a los demás.
Recuerda que la vida es un boomerang y todo vuelve a ti.
La cercanía y la compasión, poniendo el corazón en todo lo que hagas te hará ser la persona más feliz.
Demuestra con tus actos tu pasión por lo que haces.
El empeño en arropar y proteger a tus pacientes, con una atención integral te llenará de satisfacción.
Si tu te sientes bien, si en cada momento eres tu misma, si sientes que merece la pena seguir luchando, has conseguido llenar tu vida de perlas de felicidad.
¡Confía en ti mismo!
¡Siempre al lado del paciente!
Brindo por ellos y sus familiares aportando todo lo mejor de mi sencillamente porque ellos se lo merecen.
¡Feliz día!

Entradas populares