Google+ Followers

7/4/17

RECONOCIMIENTO A LA LABOR DE MÉDICOS QUE DEJAN HUELLA.

Resultado de imagen de imagen de gracias

Era el año 2007, por motivos de trabajo viviendo en la Comunidad de Madrid, es un orgullo distinguir y poner en valor a la Doctora María Luisa Romay, su humanidad y profesionalidad en los cuidados domiciliarios a mi familia y en especial a mi tío Prudencio que cuidé con cariño tras la muerte de mis padres siempre le estaré eternamente agradecida, esa cercanía y cariño me llegó al corazón.
Una médico de familia con una gran escucha activa, empatía y humanidad, mi tío mil veces me decía... cuanto me quiere!!!. Los mayores valoran mucho la visita de sus Ángeles de la Guarda que son sus médicos de familia que con gran dedicación transmiten sus valores humanitarios con la visita a domicilio. Un millón de gracias Dra. Romay siempre me he sentido arropada por su gran humanidad y siempre la llevaré en mi corazón.

Era el año 1995 en el que murió mi padre, también  ese año falleció el Doctor Don Ernesto Sánchez Villares, Lola Flores ...…………..
Mi padre en mi casa con ingreso a domicilio gracias a mi médico de familia Don Antonio Santos Bartolomé que me ayudó para poder compaginar mi vida familiar y poder cuidar de mi padre que llevaba dos meses ingresado en el hospital, él con mucho cariño le visitaba, no le faltó medicación, y el cariño mío, de mi marido y de mis hijas.
Gracias Doctor por ese gran apoyo que tuve , eternamente agradecida por las visitas a mi casa en Parquesol desde Arturo Eyries su ambulatorio vallisoletano , cuantas visitas …su profesionalidad y su labor humanitaria es digna de admirar, jamás olvidaré su nombre y su humanidad , nos cuido a todos muy bien ya que la enfermedad de cáncer de pulmón de mi padre me llevó a una pena que gracias a su apoyo psicológico y con medicación pude superar. Sustituía a la Dra. Verónica Casado Vicente otra espectacular profesional que me mandaba carta para invitarme a vacunarme que me recomendaba encarecidamente por ser persona de riesgo y yo obediente acudía a la cita.
  Don Antonio el enfermero de toda la vida que buenos recuerdos, muy atento y humano, le recuerdo en el Centro de Salud de Arturo Eyries con mucho cariño.

Don Ernesto Sánchez Villares  pediatra que en 1961 gracias a él estoy en este mundo pues nací con 1500 gr. de peso, en Salamanca; en el hospital de la Santísima Trinidad se empeñó y consiguió que yo hoy esté dedicándole estas líneas entrañables, cariñosas con admiración como la que mis abuelos de Villavieja de Yeltes, Fermín y Esperanza no paraban de repetirme que me salvó la vida, ellos se ocuparon de mí pues mi madre era minusválida.
Cuando ya casada y viviendo en Valladolid en el barrio de Parquesol me llega mi hija con una carta del cole que hay una charla impartida por Don Ernesto Sánchez Villares, no salía de mi asombro, emocionada de poder conocer el médico que me salvó la vida, del que tanto había oído hablar en mi casa, no falté, le saludé efusivamente y le conté y mil gracias le dí por todo lo que hizo por mí y su labor profesional. Fue un encuentro especial,  yo fui la mujer más feliz de la vida y él ya mayor , con unos ojos que trasmitían una paz y amor cálido y humano me lo contó….jamás podré olvidarlo mientras viva.
Lola Flores salió en la tele en las noticias el día que falleció…, pero Don Ernesto Sánchez Villares que su labor profesional y humanitaria salva vidas….no.
Hoy la calle del ambulatorio de Arturo Eyries en Valladolid lleva con orgullo el nombre de este pediatra.
DOCTOR con mayúsculas que descanse en paz y me siga cuidando desde el cielo.

Eternamente agradecida a todos ellos!!!

UN ABRAZO A TODAS ESAS PERSONAS QUE AÚN SIGUEN CON NOSOTROS Y A LAS QUE YA NO ESTÁN, QUE NOS AYUDARON A QUE HOY ESTEMOS AQUÍ, ES UN MERECIDÍSIMO HOMENAJE QUE HUMILDEMENTE LE DOY CON TODO MI CARIÑO , MÉDICOS QUE DEJAN HUELLA…..


Entradas populares